11/15/2018
Home / Notas  / El punto más silencioso de la Tierra  

El punto más silencioso de la Tierra  

Récord   ¿Cuánto silencio es demasiado silencio? Cero decibelios es el umbral del oído, pero puede considerarse un alboroto comparados con los -9,6 decibelios que se registra en la cámara anecoica de los Laboratorios Orfield en Minneapolis

Récord

 

¿Cuánto silencio es demasiado silencio? Cero decibelios es el umbral del oído, pero puede considerarse un alboroto comparados con los -9,6 decibelios que se registra en la cámara anecoica de los Laboratorios Orfield en Minneapolis (EE.UU.), considerado el punto más silencioso de la Tierra por el Libro Guinness de los Récords.

El tiempo máximo que nadie ha logrado permanecer en esta habitación de apenas 10 metros cuadrados son 45 minutos, aunque a la media hora la mayoría de la gente se ve obligada a salir, presa de alucinaciones y con síntomas de enajenación mental.

En este entorno ultrasilencioso, en el que el 99,99% del ruido es absorbido, puedes escuchar los latidos de tu corazón, el sonido de la sangre circulando por las venas, el aire circulando en los pulmones e incluso los sonidos de tu propio oído, que reacciona al silencio extremo emitiendo sus propios sonidos. “En la cámara anecoica tú eres el sonido”, resume Steven Orfield, propietario del estudio

Hay más: resulta imposible permanecer de pie esos 30 minutos, según explica Orfield en una entrevista en Daily Mail: “Para orientarte utilizas los sonidos que registras al caminar. En la cámara no tienes ninguna pista, así que pierdes cualquier referencia que te permita balancearte o maniobrar. Si permaneces media hora debes sentarte en una silla”.

La cámara está construida por paredes dobles de acero y un palmo de cemento armado, y revestidas en el interior por paneles de fibra de vidrio acústicas de casi un metro de diámetro.

¿Y para qué tanto silencio, si no es para huir de la impertinente música de ascensor o los niños llorones del vecindario? La cámara de silencio la utilizan empresas para investigar desde el sonido del timbre de un teléfono móvil hasta el de un botón en el cuadro de mandos de un coche. Entre los clientes del laboratorio se encuentran el fabricante de lavadoras Whirpool, que lo utiliza par “diseñar metáforas sobre cómo deberían sonar sus aparatos” hasta Harley-Davidson, que supuestamente pretende hacer sus motos menos ruidosas.

Opiniones
SIN COMENTARIOS

DEJÁ TU COMENTARIO