04/24/2019
Home / Notas  / Habitos  / Todo el mundo puede bailar

Todo el mundo puede bailar

Ale Suárez, “La Coneja” Egresada del Instituto Superior de Arte del Teatro Colón en la carrera de Danza y de la Escuela de Danzas Contemporáneas del Teatro Municipal General San Martín y de numerosos cursos y

Ale Suárez, “La Coneja”


Egresada del Instituto Superior de Arte del Teatro Colón en la carrera de Danza y de la Escuela de Danzas Contemporáneas del Teatro Municipal General San Martín y de numerosos cursos y seminarios de perfeccionamiento, Alejandra Suárez, más conocida como “La Coneja”, nos abre las puertas de su estudio de danzas en Nordelta.

“Empecé de muy chica, a los 7 años. Para ir a entrenar al Colón me tomaba dos colectivos y un tren”, cuenta la artista que comenzó su larga formación con bailarines de la talla de Julio Bocca, Maximiliano Guerra y Eleonora Cassano.

A los 18 años descubrió el mundo de la Comedia Musical y formó parte de numerosos shows y obras de teatro infantiles junto a estrellas como Susana Giménez, Carlos Perciavale y Ricardo Darín, entre otros. En TV, participó de distintos programas, aunque se la recuerde principalmente por su participación en “Hola Susana” durante más de 15 años.

Luego de ser madre, se dedicó a la enseñanza y a la producción y dirección de shows de danza. Formó parte del staff de múltiples estudios artísticos hasta que en el año 2013 cumplió el sueño de crear su propio estudio ubicado en Riviera Park. El mismo posee un salón de 110 metros cuadrados especialmente montado en piso elástico para cuidar el cuerpo, además de una sala preparada acústicamente para aquellos alumnos que practican canto.

“La danza o cualquier otra expresión artística, es un medio de sanación”

Este es el mensaje que, junto a un copioso staff de profesionales, este estudio pretende transmitir. La danza como un medio de recreación y autodescubrimiento: quizás como un hobbie, quizás como una vocación, pero siempre con un enfoque amigable, competente y objetivo. Desarrollan diferentes actividades y disciplinas, cada una con sus respectivas técnicas, asesoradas por profesores que se capacitan permanentemente cursando seminarios en Buenos Aires y en el exterior.

Los estudiantes encontrarán los estilos: Clásico, Jazz Dance, Banda POP, Ballet Fusión, Ritmos Urbanos, Femme Style, Ballet Fitness, Ensamble Misc, Ritmos Lationes, Be a Star, Coreo Dance, Pop Latino, Zumba, Baby Dance y Jazz Contemporáneo. También contarán con clases de Teatro, Comedia Musical y de Elongación & Preparación Física.

A partir de los tres años, pueden anotarse personas de todas las edades. “Es una gran oportunidad para que los pequeños y los mayores se acerquen al mundo del arte de una manera abierta y divertida; una aproximación a un ejercicio personal y cultural que, desarróllese o no, dará herramientas para desenvolverse con más confianza en la vida”, afirma Suárez.

Su lema es “todo el mundo puede bailar” y destaca la actividad como un medio terapéutico para sus alumnos. “No hay que frustrar el deseo de expresar. Yo quiero que la gente venga, se relaje y se olvide de sus problemas. Todo se puede, es sólo cuestión de animarse”, concluye.

Opiniones
SIN COMENTARIOS

DEJÁ TU COMENTARIO